LA RUTA DE PERÚ

December 26, 2019

América del Sur esconde los secretos más preciados de la historia y detrás de ruinas se encuentra el eterno legado que dejaron las primeras civilizaciones. En Perú, los Incas fueron la última y más famosa sociedad del pasado, que sin duda dejó huellas imborrables que enorgullecen al mundo entero.

 

 

La ruta inicia en la capital, Lima. Una ciudad moderna que, a la costa del Perú, refleja los primeros indicios de lo que la cultura Inca significa para esta localidad. La arquitectura moderna se mezcla con casas de la colonia, mientras que la historia más profunda de la sociedad se mantiene en museos, como Amano o Larco; ambos exponen piezas únicas del pasado Peruano y sus pueblos originarios, telares y vasijas guardan miles de momentos capturados en el tiempo. 

 

El Hotel AC, ubicado al borde del mar en Miraflores, es la epítome de modernidad. De una arquitectura y un diseño minimalista, las piezas de este hotel son dignas de una ciudad cosmopolita que alberga a cientos de turistas y exploradores. La conectividad de este hotel es clave, en un barrio activo, el AC de Marriott tiene todas las ventajas que un viajero quisiera. Llegar a la Plaza de Arma o al barrio Barranco toma menos de media hora. Descubrir Lima y hospedarse en el AC Hotel de Miraflores realmente hace de la estadía una experiencia única.

 

 

 

El viaje continúa con la primera escala en Cusco y en el corazón histórico de esta ciudad, Palacio del Inka se roba el corazón de cualquiera. De una arquitectura imponente y grandeza absoluta, este hotel guarda la historia de un antiguo Perú, y también del presente. Decorado con cuadros de siglos pasados y muebles que parecen de la realeza, Palacio del Inka es como vivir en un museo, en un castillo. De pasillos infinitos y de piezas espectaculares, la decoración quita el aire. Con un servicio excepcional y un desayuno literalmente de Reyes, este hotel es un punto icónico. En el centro de la zona histórica de Cusco, descubrir la ciudad es casi instintivo. Ubicado al lado del Templo del Oro, caminar a cada rincón para conocer las tradiciones y la cultura Inca es asombroso. Entre iglesias y palacios, Cusco es una ciudad que enamora con su romanticismo rural, de calles estrechas donde la arquitectura rememora el vivir de los antepasados y las piedras más antiguas del mundo nos recuerdan que los primeros pasos de una civilización moderna se encuentran aquí.

 

 

 

 

Luego de este enamoramiento fugas con Cusco, un viaje de una hora y treinta minutos a Urubamba es el próximo destino. Escondido entre montañas, Tambo del Inka es el concepto de lujo. De un techo tan alto como las montañas, la madera y la piedra se mezclan al ritmo de un diseño moderno que rescata la cultura peruana e Inca. Numerosas lámparas decoran los cielos, mientras que los pasillos resguardan telares y objetos preciados. Rodeado de naturaleza y una vista surrealista del entorno, Tambo del Inka es el hotel del paraíso. Y como si no fuese suficiente, el tren para visitar Machu Picchu sale desde la misma locación. PeruRail es el reflejo de la modernidad y la tradición, el tren que desde fuera pareciera un carro antiguo, por dentro es pura ciencia ficción. De ventanas amplias, la luz entra por la cabina iluminando el camino. Entre montañas y naturaleza, acercarse a Macchi Picchu pareciera una película de fantasía. Al llegar a la cima, observar la ruinas en la punta de la montaña te deja sin aliento. Sentir y revivir en tu imaginación lo que alguna vez fue una sociedad Inca, es impagable. El diseño de la ciudad y la tecnología aplicada en su construcción es tan avanzada que no pareciera haber pasado tantos años hasta que hace poco más de 100 años fuera descubierta por los americanos, entre maleza y tierras olvidadas.

 

De regreso, Tambo del Inka está ahí para recibirte con un servicio único. La amabilidad caracteriza al equipo que compone el hotel, la gastronomía es un cariño estimulante y las habitaciones son el descanso perfecto después de tanta adrenalina. Tras descubrir la historia y los secretos que en el Perú se encuentran, cada hotel fue un acompañante perfecto, que hizo de la experiencia un viaje increíble, lleno de recuerdos y aprendizajes que probablemente los mismo Incas tallaron para ser recordados.

 

 

 

 

Imágenes de los hoteles gentileza Marriott.

Please reload

  • White Facebook Icon
  • White Instagram Icon
SUSCRÍBETE

Suscríbete y regala

seis números anuales 

de ISSUE

  • White Facebook Icon
  • White Instagram Icon

ISSUE

SANTIAGO, CHILE © COPYRIGHT  |  2020